El coste de sacar adelante los PGE

El PP ha conseguido sacar adelante los Presupuestos de 2017 (imagino en el pacto se incluirán los de 2018 ya que sólo estarán vigentes medio año) gracias sobre todo a comprar el apoyo del PNV con dinero de todos. Es una vergüenza pero ni es la primera vez que pasa (lo hizo Aznar en su primera legislatura y el PSOE tanto con FG como con ZP) ni hay esperanzas de que no vaya a volver a ocurrir. Los políticos están ahí más para conseguir poder que para servir al ciudadano y si algo que es injusto, poco racional e insolidario como mejorar los beneficios fiscales de una autonomía más rica que la media les sirve para ese fin, lo hacen. Y aún estoy esperando que la oposición –por ejemplo a Rufián- critique al PNV por haberse dejado comprar y mantener a este gobierno un año más mínimo como criticaron al PSOE por abstenerse para investir a Rajoy… No lo hacen porque seguramente en su lugar hubieran hecho lo mismo (y en el lugar de Rajoy, también)

Es muy triste y el principal culpable de esta situación es la falta de entendimiento en asuntos no-ideológicos entre PP y PSOE tras tantos años siendo los que se han repartido el poder en este país. Los mismos motivos que han impedido que se haga de una vez por todas una Ley de Educación duradera, han llevado a que no se marquen ambos unas líneas rojas que eviten el chantaje periódico que pequeños partidos (el PNV más los nacionalistas canarios no sumas ni medio millón de votos en las últimas generales) hacen al gobierno de turno y que, lo más grave, se paga con dinero de todos los españoles. No hay un modelo de estado, no hay una prioridad clara de beneficiar a España y a los españoles por encima de las disputas políticas y el resultado es que tenemos un país donde nacer/residir en una autonomía proporciona unos determinados privilegios respecto a estar en otra. Vaya con la igualdad.

Lo más absurdo de esto es que todos sabemos qué saca el PP y qué obtiene el PNV pero, ¿Por qué Ciudadanos ha aceptado algo así cuando en su programa electoral está eliminar el cupo vasco, qué estrategia puede tener Rivera que, sin recibir nada a cambio, empozoña a su partido en decisiones tan contrarias a sus principios que desde sus inicios fueron luchar contra el nacionalismo periférico? O hay algo oculto que no sabemos, y que no acierto a adivinar, o Ciudadanos se está manchando gratis y dudo mucho que en las próximas elecciones pueda hacer comprender a los votantes que ellos no tienen nada que ver ni con la corrupción del PP ni con un modelo de país en el que se amplía la desigualdad territorial por culpa de su apoyo a estosPresupuestos. Que Rivera intente salvar la cara votando no al Cupo pero sí a los PGE -que se aprobarán gracias al Cupo- no creo le funcione.

También hay que alabar la practicidad del PNV, un partido que tiene muy claros su objetivo: Euskadi. Le da igual apoyar las cuentas del PP aunque bajen el gasto en educación y sanidad, son materias que están transferidas, a ellos sólo les interesa su territorio. No entran en discutir la independencia, ¿para qué meterse en líos si pueden, dentro de España, actuar en casi todo con total autonomía y encima recibiendo fondos cuando, si fueran un país dentro de la UE, deberían aportar? Pero es que además son el verdadero partido de centro: tan pronto son de derechas como ponen una renta básica, tan pronto pactan con el PSOE como con el PP. No son malos gestores y además son excelentes políticos, miran por lo suyo sin meterse en discusiones ideológicas, les basta con dosificar sus declaraciones aspirando al autogobierno y a la reagrupación de presos etarras y meter miedo con una posible alianza con Bildu para conseguir de Madrid lo que quieren. Y luego, cuando lo concretan, son prácticos. El nacionalismo español seguro que envidia no tener un partido así que los represente.

 

Share Button

Acerca de DROBLO

"La vida es como el café: después de molerla, es"
Esta entrada fue publicada en economía, españa, política, política social. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *