Mix

En 1894 Albert Michelson, el primer Nobel estadounidense, escribió, lleno de júbilo ante el poder asombroso de la ciencia que estaba descubriendo: “Las leyes más importantes de la física y la cosmología ya están explicadas”. Su entusiasmo no difiere mucho del que demostró el físico Max Born, también laureado con el Nobel, cuando en 1928 aseguró estar convencido de que la física terminaría de resolver todas las preguntas que nos hacemos sobre el cosmos en “no mucho más de seis meses”.

*-*

Skyline de Dubai 

*-*

George B. Brummell fue considerado el árbitro de la moda en la Inglaterra de finales del siglo XVIII y principios del XIX. Apodado como “Beau Brummell” (el bello Brummell) era un seductor innato. En cierta ocasión se le preguntó por el secreto de su éxito con las mujeres, a lo que Brummell respondió:
« Es fácil. Trato a las verduleras como duquesas y a las duquesas como verduleras, y me va tan ricamente. »

*-*

La desconocida historia del «Titanic» español

*-*

Lady Godiva: Esta mujer, inglesa, vivió entre el final del siglo X y el comienzo del siglo XI y al parecer era tremendamente bella. Su marido era el conde de Chester y Mercia, un señor que exprimía a sus súbditos con abusivos impuestos y pocos miramientos. Su mujer, Lady Godiva, se compadecía de estos pobres hombres. En este marco es donde nace la leyenda que la hace famosa.

Nuestra heroína le pidió a su marido que bajara los impuestos a su pueblo y este accedió con una condición: que la mujer cruzase el pueblo de Conventry a caballo y desnuda. La bella señora aceptó la propuesta y después de pedir al pueblo que permanecieran en sus casas y no la miraran, cruzó las calles desnuda sobre el caballo. El conde cumplió su parte del trató y rebajó los impuestos. Como decía, esto es una leyenda pero parece que hay algo real detrás de esta historia.

Los ciudadanos debían encerrarse en sus casas y no mirar, pero la carne es débil y la señora era bella. Y, qué demonios, quizás pagar impuestos a cambio de aquella visión merecía la pena. El caso es que, sigue la leyenda, hubo un sastre llamado Tom que miró a Lady Godiva desnuda. Este tipo es conocido como “el mirón Tom” (Peeping Tom). Eso sí, aquella visión lo dejó ciego. Aunque también lo llevó a la historia ya que a un mirón o voyeur, en inglés, se le suele llamar así.

*-*

fotos en 3D

*-*

El profesor Peter Struck, de la Universidad de Pennsylvania (EE. UU.) probó que el deportista más rico de todos los tiempos fue Gaius Appuleius Diocles, el conductor de carros más famoso de la Roma Antigua. Durante su carrera logró ganar 35.863.120 sestercios, lo que equivaldría hoy en día a unos 15.000 millones de dólares.

Diocles nació en el año 104 en Lusitania (territorio que hoy en día corresponde a Portugal y el sudoeste de España) y en 122, a la edad de 18 años, se dedicó a los deportes profesionales.

Igual que en la Fórmula 1, los participantes de carreras de carros se dividían en grupos según colores. En la época de Diocles eran seis: blanco, verde, rojo, azul, púrpura y dorado. El legendario auriga comenzó como ‘conductor de caballos’ con ‘los blancos’, pero al principio no destacó. Su primera carrera la ganó sólo al cabo de dos años. Dos años más y se cambió a ‘los verdes’. Pero su momento cumbre llegó con su traspaso a ‘los rojos’ a la edad de 27 años. Permaneció fiel a este equipo hasta su retiro a los 42 años.

Diocles no fue plusmarquista por el número de victorias. De sus 4.247 carreras ganó 1.462 y se quedó con la medalla de plata en 861 casos, mientras que, por ejemplo, Pompeius Muzclos llegó primero en 3.599 ocasiones. Pero sí fue el mejor pagado: se sabe que tardó 29 carreras en ganar 1.450.000 sestercios (unos 606 millones de dólares).

La lápida instalada en el año 146 en honor del deportista por sus admiradores en el Circo de Nerón, en el actual Vaticano, donde compitió miles de veces detalla sus tácticas de victoria: ganó 815 veces liderando la carrera desde el principio, en 67 ocasiones cuando se apresuraba al quedar poco para finalizar la prueba, y en 36 cuando lo hacía justo en la recta final.

Se jubiló a la edad de 42 años, y al poco tiempo falleció. Los expertos comentan que su vida fue extremadamente larga para el tipo de deporte que practicaba. La mayoría perecía de muy jóvenes a causa de las peculiaridades técnicas de la competición.

*-*

http://laboutiquedehermes.wordpress.com/2010/09/01/internet-no-es-de-nadie/

Share Button

Acerca de DROBLO

"La vida es como el café: después de molerla, es"
Esta entrada fue publicada en mix, Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Mix

  1. rcalber dijo:

    En relación con el primer párrafo, lo que suele pasar es que cuanto más se sabe de algo más conscientes somos de que ignoramos mucho más de lo que sabemos.

    P. ej. Hasta hace poco se tenía que el atomo (lo indivisible) era la particula mas pequeñita de la que estaba todo hecho. Luego resulta que hay hadrones, leptones y bosones y que el tamaño tiene su limite en el limite de Planck; se pensaban que habian 3 estados de agregacion de la materia y ya vamos por 6 e hipoteticamente el supersolido; siempre se ha hablado de 4 fuerzas fundamentales pero se pueden recombinar entre ellas (p.ej fuerza electrodebil) o aparece una como la que une los hadrones que nadie se explica muy bien y que hace que se unan con mas fuerza cuanto mas alejadas estan … y siempre es asi. Se descubre una cosa nueva y alrededor de ella aparecen media docena de incognitas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *