Saga Cienfuegos (7 libros) de A. Vázquez Figueroa

Un libro de aventuras con un héroe demasiado perfecto (inteligente, alto, fuerte, superdotado sexualmente) con un amor imposible que es sin duda lo más irreal y absurdo del argumento. Pero es muy entretenido, muy fácil de leer -por eso me los he leído todos-, mezcla muy bien hechos históricos -como el descubrimiento de América y varios de sus personajes principales- con las peripecias de los protagonistas y, como suele ocurrir en cada libro de este autor, expresa muy bien lo negativo de la civilización occidental en contraste a lo positivo que suelen tener las culturas que están en mayor comunión con la naturaleza. Y por una vez no es maniqueo, ya que también detalla virtudes de unos y defectos de los otros.

La saga se compone de 6 volúmenes escritos en un mismo espacio de tiempo y que, visto el final del sexto, parecían haber finalizado pero 15 años después se descolgó con el 7º que es diferente a los demás: la narración se circunscribe sólo a Cienfuegos cuando en todos los demás siempre había al menos también el que se refería a su amada y además, no tiene sentido alguno y se pierde la lógica que tenían los demás (reunirse un personaje con otro) al iniciar una aventura en dirección geográfica contraria. Es el más improbable de todos los relatos y para colmo, el final es, al contrario que en el libro anterior, abierto por lo que haría falta que el autor aún escriba otro más.

Share Button

Acerca de DROBLO

"La vida es como el café: después de molerla, es"
Esta entrada fue publicada en crítica. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *